CUERPO CONSULAR

DE ARAGÓN

 

Asociación Oficial
 

Paseo Isabel la Catolica 2
(Camara de Comercio de Zaragoza)
50009 Zaragoza - España

G-99236937

CONSULADO_ARAGON_BANNER_generico_980x110

RUMANIA CELEBRA SUS 100 AÑOS

November 30, 2018

Han pasado 100 años, y ahora todos celebramos este momento histórico. Rumanía mira hacia el futuro, pero nunca olvida su pasado. “Una nación que no conoce su historia es como un niño que no conoce a sus padres” ha dicho el renombrado historiador rumano Nicolae Iorga.

En acto oficial conmemorativo el Consul General ha hecho entrega de unos diplomas para destacar y reconocer la labor social, cultural y didactica de destacados ciudadanos parteneciente a la comunidad rumana de esta comunidad autonoma.

Entre los invitados acompañando en el acto, entre otras muchas autoridades, los consules honorarios de Belgica, Serbia, Italia, Honduras y Francia

 

El sentido discurso del Consul General de Rumania en Aragón Alexandru Ion STERIU, haciendo un recorrido historico de la transición de Rumania.

 

"Autoridades civiles y militares,
Estimada Señoras / Estimados Señores
    •    Bienvenidos a este acto de celebración del Centenario de Rumanía.
    •    Para entender mejor el significado de nuestro Centenario vamos a revisar en breve las más importantes etapas de la historia de nuestro país anterior de este evento:
    •    Tras la formación de Dacia durante el siglo I antes de Cristo como primer estado centralizado en nuestras tierras, el emperador Trajano consiguió conquistar Dacia Felix en el año 106, el imperio romano manteniendo la ocupación hasta que el emperador Aureliano decidió retirar la administración romana dos siglos más tarde, dejando la población autóctona completamente latinizada.
    •    En la primera parte de la época medieval se formaron las primeras entidades pre-estatales, en forma de ducados, algunos formando más tarde los tres más importantes principados donde la gran mayoría de la población era rumana: El País Rumano o Valaquia, Moldavia y Transilvania. El más importante tema de la existencia de dichos principados fue resistir a invasores de varias nacionalidades y a las tendencias expansionistas de los estados vecinos como El Imperio Otomano, El Imperio Ruso, el Imperio Habsburgo y más tarde el Imperio Austro-Húngaro.
    •    Los tres principados se encontraron por la primera vez bajo la misma autoridad a finales del siglo XVI cuando el Príncipe Miguel el Valiente, duque de Oltenia y Principe de Valaquia consiguió conquistar Moldavia y luego Transilvania pero esta situación no duró más que dos años.
    •    La revolución de 1848 aunque fue cesada con violencia por el Imperio Otomano que dominaba a los principados rumanos en estos tiempos nos ayudó a construir un nuevo concepto, el de la nación rumana, los compatriotas empezando a identificarse como rumanos en vez de moldavo, valaco o transilvano. Solo fueron necesarios 11 años hasta que una etapa muy importante del sueño rumano haya sido finalizada: la unión de Valaquia con Moldavia en 1859 cuando las dos cámaras de representantes eligieron a un mismo príncipe en la persona de Alexandru Ioan Cuza que liderará a “Los Principados Rumanos Unidos” hasta el principio de 1866. Cabe destacar que en 1862 el nombre del país cambió a ser Rumanía.
    •    Muchos rumanos murieron en 1877 durante la guerra contra el Imperio Otomano tras la cual se consiguió la independencia y en 1881 fue proclamado el Reino de Rumanía tras la coronación del príncipe alemán Carlos de Hohenzollern-Sigmaringen como Rey Carlos I. El nuevo estado tenía como vecinos a los imperios otomano, austro-húngaro y ruso y al Reino de Serbia.
    •    La Primera Guerra Mundial comenzó en 1914 pero el reino de Rumanía se quedó en neutralidad hasta 1916 cuando, bajo la autoridad del Rey Fernando, decidió aliarse con la Triple Entente y luchar para conseguir la unión con Transilvania. Aunque la primera parte del año 1916 fue un desastre para el ejército rumano y mucha parte del territorio fue ocupado por las tropas alemanas, los militares rumanos consiguieron en 1917 parar a los ejércitos alemanes en las luchas de Marasti, Marasesti y Oituz y luego se firmó un armisticio después de que el Imperio Ruso se transformó en la Union Soviética.
    •    Al finalizar la Gran Guerra y tras la desintegración del Imperio Austro-Húngaro y la caída del Imperio Ruso, en 1918 al principio las provincias de Basarabia y Bucovina se unificaron con el Reino de Rumanía hasta que finalmente el día 1 de diciembre de 1918 la Gran Asamblea Nacional proclamó en la ciudad de Alba Iulia la Gran Unión de todos los territorios donde vivían rumanos.
    •    La Primera Guerra Mundial representó un inesperado punto de inflexión en la historia mundial, que provocó cambios profundos de paradigma en las relaciones internacionales y a nivel sociocultural. A nivel humano, La Primera Guerra Mundial, como cualquier guerra, ha sido un múltiple drama: el de los soldados en los frentes de lucha, el de las familias que se quedaron en casa a su espera, el de los dirigentes militares y políticos obligados a tomar medidas con carácter estratégico y utilitarista.
    •    La participación de Rumanía en la Primera Guerra Mundial es sinónima en la memoria colectiva de los rumanos con la lucha para el logro del ideal del estado nacional unitario. Este ideal se convirtió en realidad por el inmenso sacrificio asumido por toda la nación, y el año 1918 representó el apogeo de un proceso de coagulación nacional coronado con los actos de voluntad de los rumanos de los territorios que anunciaban la unión con el País.
    •    Asimismo, la Primera Guerra Mundial significó para Rumanía y la nación rumana, mediante un gigante esfuerzo material y humano, la oportunidad de mostrar su fidelidad hacia los valores europeos, compartidos por el concierto de las potencias occidentales y de realizar la unión entre las mismas fronteras de todas las provincias históricas habitadas por los rumanos.
    •    Hoy en día, estamos unánimemente de acuerdo que la guerra, clásica o en sus formas híbridas, es un drama que debemos evitar, por modestia hacia la historia y hacia la vida, por pragmatismo y mediante la construcción durable de la paz. Las lecciones que nos dejó la Primera Guerra Mundial deberían ser especialmente sobre la conciencia del precio pagado para mantener o recuperar la paz y sobre la conciliación histórica; sólo si entendemos estas lecciones podemos rendir el debido homenaje a todos los que perdieron su vida en este enfrentamiento total, tanto si estamos hablando de los combatientes como de los civiles, como victimas colaterales.
    •    Rumanía, con sus fronteras históricas asumidas como un acto de voluntad del pueblo rumano, abrazó los valores de la equidad, tolerancia y respeto de todas las nacionalidades. El estado unitario rumano hizo esfuerzos considerables para atenuar o eliminar las mentalidades conflictivas o vengativas, ofreciendo un ejemplo de tolerancia y respeto – valores que sigue promoviendo hoy en día también, de modo consistente, también en la política externa.
    •    La Rumanía Centenaria reafirma su apego hacia los principios del derecho internacional, la promoción del respeto mutuo, la buena convivencia, la apertura al diálogo, a los valores de la multiculturalidad, que fundamentan su perfil internacional y sus acciones externas.
    •    A los 100 años desde los principales momentos que les han permitido a los rumanos el logro del ideal de la unión, Rumanía es un estado maduro desde el punto de vista histórico, cuyo aglutinante ha pasado ya la prueba del tiempo.
    •    Las conexiones económicas y culturales sólidas con sus vecinos, la consecuencia y la credibilidad dentro de la OTAN y la UE, la implicación activa en la consolidación del proyecto europeo, la economía dinámica y estable, la aseguración de unos estándares muy elevados de implicación de las minorías nacionales en la vida política y cultural la justifican a mirar hacia el pasado con satisfacción y hacia el futuro con confianza.   
    •    Somos un estado unitario maduro, consecuente y poderoso, que se propone ser un ancla de estabilidad en la región, pero también un actor implicado en las relaciones internacionales al nivel global. 
    •    En el contexto internacional la Rumanía Centenaria se perfila como un promotor de la paz, de la justicia y del desarrollo a largo plazo, hecho demostrado por el papel de defensor de los derechos humanos, del estado de derecho, de los valores de la democracia, del derecho internacional y del multilateralismo.
    •    El 1 de Diciembre – el Día Nacional de Rumanía refleja el cumplimiento del deseo de libertad, unidad y dignidad nacional de varias generaciones. El evento histórico gracias al cual se realizó la Gran Unión de 1918 está celebrado por los rumanos del mundo entero como símbolo del acto de voluntad del pueblo rumano.
    •    La excelente preparación de los especialistas de Rumanía y de la diáspora, que contribuye al desarrollo de dominios cumbres, demuestra, el año del Centenario de la Gran Unión, el impacto positivo de los rumanos y de nuestro país al progreso de la ciencia, de la tecnología, de la educación, de la cultura y del arte. 
    •    La cohesión de los rumanos de la diáspora, basada en la identidad y los valores rumanos, son el testimonio de la realización del ideal de unidad expresado por el acto histórico de 1918, ideal adaptado a las nuevas circunstancias de las realidades globales de movilidad.
    •    El Centenario representa para Rumanía también un contexto especial para valorar su diversidad cultural, la creatividad artística y su conexión al espíritu europeo, ofreciendo la ocasión para el público extranjero de (re)descubrirnos y constituyendo un impulso para futuros proyectos culturales mayores, como los organizados con motivo de la obtención del título de Capital Europea de la Cultura por la ciudad de Timişoara.
    •    La Gran Unión de 1918 concluyó el proceso de formación del estado-nación Rumanía. Este logro permitió una evolución acelerada del país en su camino hacia el desarrollo y la modernización. Hoy en día, como estado miembro de la Unión Europea, el estado-nación Rumanía tiene la oportunidad de continuar su proceso de desarrollo y modernización participando a la construcción e integración europea. 
    •    El ejercicio de la presidencia rotatoria del Consejo de la UE, a partir del 1 de enero de 2019, es una oportunidad para Rumanía para demostrar la madurez completa como estado nación y estado miembro de la Unión Europea, para mostrar determinación para hacer más eficiente el proceso decisional europeo, para contribuir con ideas, opiniones y nuevos proyectos al relanzamiento y la refundación de la U.E.
    •    Este año celebramos también los primeros 10 años desde cuando Rumanía con el acuerdo de España estableció un consulado de carrera en Zaragoza para representar a nuestro país en Aragón, para atender a las necesidades consulares de los rumanos residentes aquí y para fortalecer las relaciones de amistad hispano-rumana.
    •    Muchas gracias por su atención, a continuación, como siempre, vamos a entregar diplomas de reconocimiento público a las entidades y personas que este año han hecho esfuerzos para el bien de la comunidad rumana que reside en estas tierras y han contribuido a la buena integración de los rumanos en Aragón y a la amistad hispano-rumana."

 
Alexandru Ion STERIU
Cónsul
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Please reload

Recent Posts
Please reload